Las preocupaciones financieras

 

El estado financiero de la familia afecta a todos sus miembros. Aunque los niños pueden no entender que el divorcio tiene un impacto importante en ese campo, si perciben de los mayores sus preocupaciones por la familia y su futuro. Es posible que algunos cambios los afecten, pero no tienen la suficiente experiencia como para cuestionarse sobre lo que pudiera ocurrir mas adelante.


Los jóvenes en cambio, conocen las implicaciones financieras que suele traer una situación como el divorcio y se interrogan sobre aspectos como si ambos padres van a estar bien, si ellos podrán seguir realizando sus actividades personales, si habrá cambios de vivienda significativos o si sus planes para el futuro como el ingreso a la universidad se verán alterados, etc.

 

Los padres deben definir con prontitud lo que atañe al mantenimiento de los hijos y evitar que estos actúen como intermediarios en las obligaciones financieras que cada uno tiene. Si los padres no están de acuerdo sobre estos aspectos los niños podrían, aunque no de manera deliberada, sacar provecho de la situación y  arreglárselas para satisfacer sus caprichos y “ antojos”.

 

Los hijos también se resienten cuando uno de los padres denigra del otro por el manejo que hace de las finanzas y el efecto que esto tiene en la nueva economía de la familia. 

 

También si se usan las necesidades de los hijos para presionar o manipular al otro. Es preciso tener cuidado de no caer en estas actitudes porque afectan de manera sensible a los niños. Ambos son padres y su labor con sus hijos es demostrarles afecto y apoyo.

 

El interés prioritario de los dos debe ser darles lo necesario a los hijos para su bienestar. Deben primar en la lista la salud, el colegio, la universidad, la buena alimentación y el entretenimiento. 

 

Recuerde que el rol de “cajero automático” disponible para dar gusto a los niños en todo lo que deseen no es sano para los hijos y acarrea más problemas.

"Los padres deben definir con prontitud lo que atañe al mantenimiento de los hijos y evitar que estos actúen como intermediarios en las obligaciones financieras que cada uno tiene"

Con los niños y los adolescentes es importante:


 -Explicarles las medidas que se tomarán para asegurar el bienestar de todos


-Hablar con ellos  sobre su vida actual y la forma en que ésta debe ser modificada


-Mostrar de manera realista  la manera como los afectará la nueva situación


-Indicarles la forma como pueden colaborar con la situación


-Liberar a los niños de preocupaciones con el manejo del dinero, es una actitud de respeto y consideración con estos


-Los beneficios que reporta en cuanto al tranquilidad de los niños el que los padres  resuelvan cordialmente los asuntos  de dinero son incalculables, especialmente a futuro.

Por: María Elena López


Divorcio, Sicología, Padres

     

El Divorcio

Divorcio: Si o No
Tomada la Decisión
Un Buen Divorcio
Relación Con La Expareja

Ser Divorciado

Recuperándose
Padre Divorciado

Los Hijos

Como Viven El Divorcio
Viviendo En Dos Casas
Cómo Ayudarlos

Nuevas Parejas

Una Segunda Oportunidad
Familia Ampliada
Dificultades